sábado, 23 de enero de 2010

Ibn Giyāt al-Sharishi

Abu Amr Muhammad b. Ubayd Allah [Abd Allah] b. Giyāt/Gayyāt al-Ŷudami al-Sharishi nació en Jerez el año 536 (=1141-2), ciudad entre cuyas gentes era bien conocido por su nobleza y rectitud. De linaje árabe y condición ilustre y aristocrática, estuvo ligado al poder almohade desde la llegada de esta dinastía a al-Andalus. En Jerez tuvo como maestros destacados al cadí Abu Bakr Yahyà, hijo del también juez Abu l-Asbag Isà b. Azhar al-Hayari, a Abu Abd Allah Ibn Zarqun y a Abu l-Hasan Ibn Lubbal. Probablemente en Sevilla aprendió también de Abu Bakr Ibn al-Ŷadd, de Ibn Baskuwal y de Abu l-Qasim Muhammad b. Ibrahim b. al-Mawa'ini (m. aprox. 570=1174-5), autor de las obras al-Ray'an wa-l-rayhan (La flor y el arrayán) y al-Wisah (El tahalí). En Sevilla y durante su juventud, fue secretario del príncipe Isma'il, hijo del califa almohade Abd al-Mu'min (m. 10 yumadà II 558=15 mayo 1163), al que dedicó loas y alabanzas y del que obtuvo gran favor, consagrándose como uno de sus mejores poetas áulicos. En Marraquech, ciudad donde vivió algún tiempo, escribió también panegíricos a sus príncipes y personajes notables. Enseñó en su ciudad natal y entre sus discípulos se cuentan Abu l-Hasan al-Ru'ayni, al que dio la iyaza en el año 616 (=1219-20), Abu Abd Allah Ibn Ibrahim b. Muhammad b. Abd al-Ŷalil b. Galib, y otros. Vivió 84 años lunares y, según Ibn Abd al-Malik, padeció demencia senil. Murió en du l-hiyya del año 619 (=enero-febrero 1223), aunque se afirma igualmente que fue el 11 de muharram del 620 (=14 febrero 1223).

Aunque no consta que su poesía fuera recogida en un diván, sus biógrafos coinciden en que fue abundante y refinada. Los versos que conservamos de él podemos dividirlos también en:

a) Panegíricos, que son los más abundantes y a los que consagró gran parte de su poesía. Varios de estos versos aparecen en dos risalas del propio Ibn Giyat que nos da a conocer al-Bunasi: Risala fi bay'at Amir al-Mu'minin Abi Yusuf al-Mansur al-Muwahhidi (Epístola de homenaje al Príncipe de los Creyentes, Abu Yusuf al-Mansur); y Risala fi mujatibat al-amra' (Epístola de elogio a los príncipes).

b) Elegías dedicadas a diversos personajes y en las que desarrolla con maestría tópicos como el ubi sunt.

c) Poemas descriptivos y de circunstancias. Entre los versos más conocidos de este grupo sobresale el siguiente:


¡Canas!, dijeron, pero yo respondí: ¿os sorprende?,

¿acaso es extraño que el amanecer roce la oscuridad nocturna?

No son canas lo que veis,

sino mi juventud vuelta gris de tanto como ha vivido.


BORREGO SOTO, “Ibn Giyāt”, Biblioteca de al-Andalus, 3, 217 (nº 506)

No hay comentarios: